Rastros y vestigios. Indagaciones sobre el presente llega al Museo Amparo

_DSC8420

Foto: Boletín 

Por: Staff Sala de Prensa

  •   La exposición reúne 114 obras, entre ellas de Tillmans, Danh Vo, Andy Warhol, Teresa Margolles y On Kawara, entre otros

Con el propósito de acercar el arte contemporáneo a un público cada vez más amplio, la Colección Isabel y Agustín Coppel (CIAC) y el Museo Amparo presentaron la exposición Rastros y vestigios. Indagaciones sobre el presente, muestra que plantea el encuentro con objetos extraños, vestigios de arte exhibidos a través de la pintura, la escultura, la instalación, la fotografía y el video, que toma como punto de partida a un observador externo a nuestro tiempo y a nuestra cultura.

En conferencia de prensa, Tatiana Cuevas, curadora de la exposición, refirió que el trabajo se realizó con base en una serie de obras de arte previamente seleccionadas por los coleccionistas en las que buscó a través de la observación, el estudio y la investigación, puntos en común que articulan un discurso de interés para el público.

En este sentido, la exposición reúne un conjunto de obras de arte contemporáneo que funcionan como testigos de lo que ha sucedido en nuestra civilización durante los siglos XX y XXI. Con la particularidad de que “estas piezas fueron seleccionadas por su capacidad de evocar escenarios deshabitados o conformarse como rastros sujetos a ser interpretados”, agregó la curadora de la muestra.

De esta forma, Tatiana Cuevas planteó que ante la posibilidad de un supuesto fin del mundo donde se pudieran encontrar objetos extraños, la arqueología, cuyo cometido es descifrar o deducir qué es lo que puede representar una cultura, podría explicar qué significa el trabajo de los artistas de hoy en día, del mundo en donde vivimos.

Por su parte, Ramiro Martínez, director ejecutivo del Museo Amparo en Puebla, consideró afortunada la conjunción de esta muestra con la Colección de Arte Prehispánico que actualmente alberga este recinto, pues al igual que las reliquias de hace miles de años, “permitirá imaginar cómo se verían las piezas de la exposición Rastros y vestigios en 500 años, lo que dirían éstas de nuestra sociedad y nuestra cultura”.

Con una mirada de antropólogo del futuro, el público encontrará en la muestra obras que aluden a la ruina, al desvanecimiento, al abandono, al paso del tiempo, a la pérdida, como testimonios de transformaciones económicas, políticas, sociales, culturales e ideológicas.

Rastros y vestigios. Indagaciones sobre el presente está conformada por obras  de artistas como Wolfgang Tillmans, Danh Vo, Andy Warhol, William Eggleston, Ana Mendieta, Teresa Margolles, On Kawara y Joseph Beuys, cuyos trabajos se vinculan a los rastros que dejan los cuerpos, los organismos o el lenguaje como vestigio de una voz ausente.

Tal es el caso de la obra de Joseph Beuys en Diagramma terremoto, en la cual crea un paralelismo entre los signos cardiacos y un sismógrafo, volviendo un objeto personal, como es el electrocardiograma, en una pieza colectiva que remite de manera simbólica al sentir de todo un pueblo devastado por un fenómeno natural.

Por otro lado, Teresa Margolles, a través de la fotografía, lleva un drama individual a lo público, al presentar de manera espectacular frases de notas suicidas plasmadas en cines abandonados de Guadalajara.

También se podrá apreciar el trabajo de Alighiero Boetti, Lothar Baumgarten, Gabriel Orozco, Pablo Vargas Lugo, Abraham Cruzvillegas, Moris, Fritizia Irizar, John Chamberlain, Wim Wenders, quienes a través de vestigios u objetos presentes en su obra ofrecen posibles interpretaciones de cosas, lugares, cuerpos que ya no están pero que ocuparon u ocurrieron en un espacio y que hablan de una forma de vivir.

Como la fotografía de Wim Wenders en donde refleja lo que queda después de un concierto en un estadio solitario y con vestigios de lo que ocurrió en el lugar. O las vasijas en medio del desierto que se observan en una de las imágenes de Gabriel Orozco, las cuales adquieren un potencial simbólico diferente al saber que son vasijas mortuorias.

Muchas otras imágenes se pueden apreciar en Rastros y vestigios, fotografías que a primera vista representan una cosa muy alejada de lo que realmente es, como huevos de codorniz que parecen cuerpos celestes o el registro fotográfico de vegetales que simulan ser edificios urbanos; es una alejarse y acercarse al objeto para llegar a una conclusión.

La inauguración se llevará a cabo el sábado 25 de julio a las 12:00 horas con una charla a cargo de Tatiana Cuevas, curadora de la exposición.

En su oportunidad, Mireya Escalante, directora de la Colección Isabel y Agustín Coppel, mencionó que la exposición cuenta con dos herramientas, que es un audiotour o audioguía que acompaña la exposición, disponible en la taquilla del museo, y una App de descarga gratuita que contiene entrevistas con los artistas que conforman la colección, disponible para sistemas iOS y Android.

Añadió que al ser una exposición itinerante permite llevarla a un mayor número de personas en diferentes espacios y museos públicos y privados, pues ya se ha presentado en el Hospicio Cabañas de Guadalajara, y más adelante en el Antiguo Colegio de San Ildefonso.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s